Para acceder a estas funcionalidades es necesario estar registrado.

Menú

Apertura de sesión

Wall Street detiene las pérdidas en medio de la tensión

2017-08-11 15:30:00

Wall Street comienza la última sesión de la semana en positivo, después de encadenar tres jornadas en rojo por la escalada de tensión en las relaciones entre Estados Unidos y Corea del Norte, y a pesar de un dato de inflación peor de lo esperado.

Los principales índices de la Bolsa de Nueva York abren con ganancias. El Dow Jones sube un 0,17%, el S&P 500, un 0,13% y el Nasdaq, un 0,24%, después de que ayer registrasen su peor sesión desde mediados de mayo.

Los futuros norteamericanos ya apuntaban a que, al menos en la apertura, se detendrían las pérdidas, lo que podría indicar una moderada estabilización después de tres días seguidos de pérdidas, impulsado por la continua incertidumbre geopolítica.

Vea también: Los grandes índices europeos se giran desde resistencias clave

En el acumulado mensual, el Dow Jones suma una caída del 1,1%; el S&P, del 1,6%, el Nasdaq, del 2,1%, en una semana marcada por las amenazas cruzadas entre EEUU y Corea del Norte.

El último capítulo en esa escalada de tensión es que  elpresidente de Estados Unidos, Donald Trump, lanzó otra advertencia el viernes contra Corea del Norte, asegurando que las armas estadounidenses están "cargadas y montadas".

"Las soluciones militares están en este momento totalmente dispuestas, cargadas y montadas, en caso de que Corea del Norte actúe imprudentemente. Esperemos que Kim Jong Un encuentre otro camino", escribió Trump en Twitter un día después de que su secretario de Defensa dijese que EEUU estaba listo para contrarrestar cualquier amenaza de Pyongyang.

Ante estos acontecimientos, el índice de volatilidad VIX CBOE se disparó hasta los 16.9 puntos en la preapertura, su nivel más alto desde la elección presidencial, aunque en el momento del inicio de la sesión se reduce levente.

Vea también: Lecciones sobre la baja volatilidad

En el plano empresarial, destaca el descenso de las acciones de Snap, que han llegado a hundirse un 17% después de que la matriz de Snapchat reportó que sus ingresos y su crecimiento de número de usuarios no alcanzaron los pronósticos de analistas. En concreto, sus usuarios activos por día alcanzaron los 173 millones en el segundo trimestre, por debajo de los 175,2 millones proyectados por el acuerdo de analistas de  FactSet. Hace un año eran 143 millones, y en el trimestre previo 166 millones.

Asimismo, JC Penny Company ha llegado a caer un 23% en la preapertura  tras agravar sus pérdidas mayores de lo esperado por el consenso del mercado en el último trimestre.

Resultados negativos también para Nvidia y News Corp.

Vea también: Tesla, o el poder de contar historias

Pero hoy el dato más esperado tanto al otro lado del Atlántico como en el Viejo Continente era el dato de inflación de EEUU de julio, que ha decepcionado al mercado. Y es que el IPC estadounidense subió en el séptimo mes del año un  0,1% en comparación mensual, en tanto que respecto a julio de 2016 el incremento fue del 1,7%

Los economistas consultados por Reuters proyectaban que el IPC subiera un 0,2% en julio y escalara un 1,8 % interanual.

Los decepcionantes datos de la inflación del IPC están atenuando las expectativas de que la Fed elevará las tasas este año.

El menor incremento del IPc que apunta a una inflación benigna que podría hacer que la Reserva Federal sea cautelosa respecto a una nueva alza de las tasas de interés este año. Así, ahora los futuros de fondos federales indican sólo un 40% de probabilidad de que la Fed eleve las tasas en diciembre, frente a 44% antes de los datos, según indica Reuters.

Mientras tanto, mirando hacia la Reserva Federal, el presidente de la Fed de Dallas, Rob Kaplan, estará en la Universidad de Texas en el evento de CPE de Contabilidad de Arlington, mientras que el presidente de la Fed de Minneapolis, Neel Kashkari, estará presente en la Convención Anual de Banqueros Comunitarios de Minnesota.

Así las cosas, el dato del IPC de EEUU impulsa al euro, que a esta hora se cambia a 1,180 dólares.

Mientras tanto, el West Texas cede los 49 dólares, con el Brent por debajo de los 52 dólares el barril.

*Fuente: Estrategias de Inversión