Para acceder a estas funcionalidades es necesario estar registrado.

Menú

Trump carga ahora contra las redes de telecomunicaciones de adversarios extranjeros

16/05/2019 - 09:15

Juan J. Fdez-Figares (Link Securities) | Tal y como venimos reiterando que ocurriría, las noticias y declaraciones relacionadas con la “guerra comercial” entablada por el Gobierno estadounidense “marcaron el paso” a los mercados de valores occidentales durante la sesión de ayer.

Así, los principales índices bursátiles europeos, tras intentar de inicio mantener el buen tono del día precedente, giraron a la baja, lastrados por las declaraciones de corte “nacionalista” que llegaban desde China en relación al estado de las negociaciones comerciales con Estados Unidos. También pesó en el comportamiento de las bolsas europeas la debilidad mostrada por una serie de datos macro publicados en China de madrugada, que apuntaban a una nueva ralentización del ritmo de crecimiento de esta economía en el mes de abril, ralentización que los inversores relacionaron directamente con el conflicto comercial con Estados Unidos. Así, y liderados por las caídas de los valores de corte más cíclico, los principales índices europeos fueron cediendo terreno a medida que avanzaba la sesión. La apertura a la baja de Wall Street, mercado que recibió de forma negativa en un principio la publicación de las cifras de ventas minoristas y de la producción industrial del mes de abril, cifras que sorprendieron negativamente a los analistas al quedar muy por debajo de lo esperado, llevó a los índices europeos a tocar los niveles mínimos del día.

Sin embargo, un par de noticias relacionadas con los distintos frentes que mantiene abiertos en materia comercial la Administración Trump hicieron que las bolsas estadounidenses se giraran bruscamente al alza, seguidas de cerca por las europeas. Así, el secretario del Tesoro de Estados Unidos, Mnuchin dijo que i) su Gobierno estaba muy cerca de cerrar un acuerdo con México y Canadá para retirar las tarifas al acero y al aluminio actualmente en vigor, y ii) que el equipo negociador estadounidense probablemente viajará muy pronto a Pekín (China) para continuar las negociaciones comerciales con el país asiático. Además, varios medios de comunicación filtraron que el Gobierno estadounidense había decidido posponer seis meses la decisión de imponer nuevos aranceles a los automóviles importados, principalmente a los procedentes de Japón y de la UE. Estas noticias/rumores provocaron un cambio radical en el comportamiento de las bolsas europeas y estadounidense. Los valores cíclicos, liderados por los del sector del automóvil, pasaron a subir con fuerza, mientras que los defensivos, que habían aguantado mejor las caídas iniciales de estos mercados, se quedaban rezagados.

Señalar, igualmente, que la debilidad de las cifras macroeconómicas publicadas ayer en Estados Unidos, especialmente las de las ventas minoristas, provocaron un fuerte repunte de los precios de los bonos, con la consiguiente caída de sus rentabilidades. Es más, la probabilidad de que antes de enero 2020 la Reserva Federal (Fed) baje sus tipos de interés de referencia se disparó hasta el 80% desde el 61% en la que estaba la semana pasada. En este sentido, señalar que no estamos tan convencidos de la aparente debilidad de la economía estadounidense a comienzos del 2T2019, ya que también ayer y se publicaron dos indicadores que sorprendieron al alza: i) el índice de la vivienda, que elabora la Asociación Nacional de Promotores de Vivienda (NAHB), que se situó en mayo a su nivel más alto en siete meses; y ii) el índice de manufacturas de Nueva York que, también en el mes de mayo, subió con mucha fuerza, impulsado por el crecimiento de los nuevos pedidos y de los envíos. Por tanto, habrá que estar muy pendientes de las cifras macro que se vayan publicando en el país, aunque, por ahora, no vemos claro que el próximo movimiento de tipos de la Fed vaya a ser a la baja.

Hoy los inversores se han despertado con la noticia de que el presidente de Estados Unidos, Trump, ha dado instrucciones al Departamento de Comercio para que pueda adoptar las medidas que considere necesarias para prohibir la utilización de equipos y servicios de redes de telecomunicaciones de adversarios extranjeros por motivos de seguridad nacional, algo que lo inversores han interpretado va dirigido directamente a empresas chinas como Huawei o ZTE Corp., las cuales han sido acusadas en el pasado por varios gobiernos occidentales de facilitar el espionaje a la inteligencia china a través de sus infraestructuras. Es posible que esta decisión pueda condicionar hoy la apertura de las bolsas europeas al considerar los inversores que puede deteriorar aún más las relaciones entre Estados Unidos y China, aunque consideramos que la medida que, en un principio, no “señala” a empresas o países concretos, no debería sorprender a nadie a estas alturas.

Así, esperamos que las bolsas europeas abran hoy a la baja, en una jornada que presenta una agenda macro ligera, en la que sólo destaca la publicación esta tarde en Estados Unidos de las cifras de viviendas iniciadas del mes de abril. Por lo demás, comentar que en las distintas plazas europeas continúa la temporada de publicación de resultados trimestrales, aunque en muchas de ellas, como es el caso de la Bolsa española, ésta está o finalizada o a punto de hacerlo, al igual que ocurre con Wall Street. Por tanto, a partir de ahora será el conflicto comercial entre Estados Unidos y China y la macroeconomía los factores que determinen el comportamiento de los mercados de valores occidentales en los próximos meses.

*Fuente: Consenso del Mercado